• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

Para estar guapa los días de lluvia, conviene dejar de lado el estilo lady retro en beneficio de un look más moderno. En vez del tradicional trench, os debéis decantar por un bomber masculino de nailon. Este se lleva de forma casual para suavizar la sensualidad natural. Se debe acompañar de un vestido corola y unos escarpines de punta fina para un resultado chic.

Un abrigo de vinilo brillante

Un poco atrevido, ciertamente, se puede apostar por el negro brillante del vinilo en tiempo de lluvia. Combinado con un look blanco o negro, el impermeable de vinilo aporta a la vez un toque de sobriedad y de refinamiento al estilo personal de cada mujer. Se puede optar por una falda blanca, un pull de cuello de cisne negro, y el conjunto complementado con un bolso de cuero. Para los zapatos, unos derbies bicolores son indispensables.

Un paraguas transparente

El paraguas transparente… es sencillamente el must para caminar debajo de la lluvia con cierto glamour. Este accesorio protege de las gotas de agua, realzando el look. Se puede llevar con un pantalón de terciopelo, una rebeca de piel y un bonito bombín de lana para un estilo femenino a la vez chic y original. Los botines de tacón Estilo para la lluviaalto son igualmente posibles, porque además son muy prácticos para desafiar los charcos de agua.

Unos zapatos de plataforma

Para evitar tener que llevar los bajos de los pantalones mojados, y sin dejar de ir a la moda, no hay nada mejor que un par de zapatos con plataforma. Los derbys con suela compensada son muy de tendencia. Se pueden combinar con un jersey de lana, un pantalón de cuero y un abrigo amplio para un look destacado. Sin ser muy femenino, ni muy masculino, este estilo resulta igualmente elegante debajo de la lluvia.

El jersey de cuello vuelto para cualquier ocasión

Para sublimar el look debajo de la lluvia, el jersey de cuello vuelto o cuello de cisne es un indispensable. Sin embargo conviene saber combinarlo y no caer en el estilo clásico. Durante el día, se puede combinar con un pantalón de terciopelo y unos botines de piel roja. Esto aporta un plus al estilo de mujer. También se puede llevar con unos jeans slim desgastados, un par de botas y un abrigo boyfriend.

En el despacho o la oficina, lo ideal es centrarse en un look mixto, combinando el jersey de cuello vuelto con una chaqueta de malla, una falda de corte recto y unas botas. El conjunto debe realzarse con un bolso de fieltro y un cinturón fino y con lentejuelas para distinguir bien cada pieza. Para modernizar la silueta, se puede transformar el fular de color en cinturón. Estos son los detalles que hacen la diferencia.

Al final del día, se puede lleva con una falda estampada o fantasía, unos pendientes o pulseras de colores. Para aportar un toque de glamour al look, unos derbies de piel o unos escarpines elegantes son obligatorios.