• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

El Aqua Cream se presenta en formato de un pequeño tarro, la sombra de ojos en crema se aplica tanto con pincel como con el dedo. Es fácil de trabajar, de extender, lo que permite tener un tinte puro, o más claro, o divertiros haciendo degradados.

Las promesas del Aqua Cream son reales: la sombra de ojos aguanta todo el día, e incluso más. Para una jornada normal, con una sesión de maquillaje a las 7h30, el color es exactamente el mismo que a las 20h, y a las 2h de la mañana, si salís de fiesta. Por eso no hace falta volver a retocarse.

Después, si por diversas razones, no os desmaquilláis antes de acostaros, el Aqua Cream no se habrá movido al despertaros al día siguiente. Todo depende del espesor de la capa que os hayáis puesto. Si extendéis mucho la crema, tendrá tendencia a caerse durante la noche, pero no durante el día. Si os aplicáis un espesor demasiado grueso, tendrá tendencia a resquebrajarse bastante rápido, incluso durante el día.

MaquillajeLo ideal es encontrar la justa medida a base de pruebas. Para ello basta con aplicarla con el dedo sobre la mano, extenderla más o menos, esperar que la crema se seque, y frotarla. Si se forman granos, es que os habéis aplicado demasiado producto.

Este test ha sido realizado durante 6 meses, con dos colores totalmente diferentes, cada uno aplicado a diario. Y esta es la sorpresa: los dos tarros están casi llenos, en cuatro de sus quintas partes.

Se trata pues de una buena inversión, en relación tiempo/maquillaje, pero también con relación a vuestro presupuesto para productos de cosmética. En cualquier caso, los Aqua Cream con una buena alternativa para el maquillaje diario, especialmente para las mujeres trabajadoras que necesitan todos los días vender su imagen, y donde el tiempo que se puede dedicar al cuidado y la estética personal es escaso.