• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:4 minutos de lectura

En primer lugar conviene saber que este artículo está dirigido a todas las mujeres que no saben absolutamente cómo actuar para depilarse la zona del bikini, pero que además no quieren ir a una esteticista bien porque es demasiado caro o demasiado molesto. Sin embargo, existen soluciones para encontrar un motivo que guste y mostrar un acabado perfecto en la zona del bikini.

Primera etapa, preparar el terreno

Para evitar los pelos enconados u otras molestias, conviene preparar la depilación. La exfoliación es lo más aconsejable, pero cuidado con la manera con la que se hace. Se puede exfoliar suavemente la zona del pubis pero sin llegar hasta la zona delicada de la vulva y de los labios. La zona del bikini no está hecha para sufrir asaltos salvajes por parte de granos, por eso es fácil exfoliar rápidamente y delicadamente la zona de base del bikini, pero no ir más allá.

La víspera de la depilación conviene hidratar la piel. La depilación es menos destructiva sobre una piel hidratada que sobre una epidermis seca. Por supuesto, nunca se deben tocar los labios.

Mujer en bikini

Segunda etapa, la elección de las armas

Todo depende del tipo de depilación que se desea. La cuchilla permite ver un resultado impecable de forma rápida, pero el crecimiento del vello también es rápido. La cuchilla se debe pasar por la zona del bikini como se depilan las piernas, preferentemente con un gel suave que deslice bien la maquinilla de afeitar. Este método es ideal para las mujeres con prisas, o para aquellas que no soportan el dolor de la depilación a la cera.

La crema depilatoria también tiene prácticamente la misma acción que la cuchilla. Sin embargo, el crecimiento del vello también es muy rápido. En todo caso, es una buena solución para los vellos finos.

La cera arranca los pelos y las raíces, o dicho de otra forma, la depilación dura muchos más días. Sin embargo, hay que tener valor para arrancar la banda de cera puesto que puede ser doloroso para una principiante. Realizarlo en algún instituto de belleza evita que los dolores se los infrinja una misma.

La depiladora eléctrica es útil utilizar para antes del rasurado, pero también después de haber depilado la zona, para obtener un resultado perfecto.

En cualquier caso, a la hora de depilar la zona del bikini se pueden retirar todos los vellos que se deseen, pero nunca se debe tocar la zona de la vulva o de los labios. Con una crema depilatoria o con la cera, esto puede ser peligroso. Para no alcanzar las zonas de riesgo con la cera, más vale someterse a la experiencia de una profesional o ir con mucha delicadeza con la cuchilla.

Tercera etapa, los looks posibles

La forma del bikini suele ser la más escogida, y se trata de realizar un triángulo sin más. En definitiva, basta con depilar los contornos. Por supuesto, se puede hacer de una forma más o menos extensa, desde el tamaño de la braguita, o bien más ancha.

El look ticket de metro suele ser una opción bastante acogida. Se trata de dejar una banda fina de vello en el pubis. Por lo tanto, hay que depilar los dos lados y la parte superior, para dejar un rectángulo, también más o menos ancho en función de los deseos de cada persona. Es una forma práctica para la ropa interior demasiado estrecha, como los tangas.

La depilación integral es la más sencilla, basta con dejar el pubis absolutamente liso. Se desaconseja utilizar la cuchilla para una depilación integral, por culpa del crecimiento rápido del vello que termina picando en la zona.

Los motivos divertidos, en forma de corazón o de estrella, son realizables en función de los gustos de cada persona. Basta con aplicar una crema depilatoria, y dejar que actúe el tiempo que indica el prospecto. Para esto existen moldes en los comercios con los que aplicar la crema depilatoria para hacer la forma preferida en la zona del bikini.