• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

La Casa Guerlain ha celebrado el lanzamiento de La Petite Robe Noire, su última creación olfativa. Lanzada por primera vez en el año 2009, esta nueva versión 2012 ha sido objeto de una campaña absolutamente innovadora y rompedora.

Esta campaña atrevida y sin rostros de mujer, viene encarnada por un vestido negro realizado simplemente a base de tinta china, y realzada con un toque de rosa pálido. Acompañada por un vídeo de animación, la creación de una página en Facebook, de una operación de street marketing, de reparto de muestras, de compras online… la Casa Guerlain ha querido captar, rompiendo barreras, a sus potenciales clientes.

La fragancia

Esta nueva fragancia adictiva y envolvente, ha sido creada por Thierry Vasseur, el talentoso alquimista de la Casa. En efecto La Petite Robe Noire encierra un perfume afrutado, floral, que nos recuerda la suavidad de los dulces… La bergamota aporta una nota fresca y el haba tonka, la vainilla, y el iris dan un toque muy particular al fondo de la fragancia.

mujer posandoLa nueva edición de La Petite Robe Noire se presenta en un frasco histórico, el de l’Heure Bleue, creado en 1912, y con un tapón en forma de corazón al revés.

Esta fragancia contiene rosa búlgara… uno de los ingredientes preferidos de Guerlain. En notas de cabeza encontramos aromas ciertamente atrevidos. En definitiva se trata de un perfume que se ha mantenido fiel a los esenciales de Guerlain.

El perfume marca una fuerte personalidad, y dice mucho de la imagen de la mujer que lo pretende llevar. Es necesario saber que un perfume reacciona de forma diferente sobre cada persona, siempre en función de su piel. Para descubrir un perfume, se debe probar sobre la piel (preferentemente en el pliegue de la muñeca, o detrás de las orejas). Un perfume es algo así como un vestido, hay que sentirse bien con él. En definitiva, encontrar el propio perfume personal es una cuestión emocional.