• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

Tras un nuevo estudio publicado en el British Journal of Sports Medicine se ha establecido de la lista de los beneficios para la salud de la práctica del golf, hoy ofrecemos algunas de las mejores razones para practicar este deporte tan en boga.

El golf permite quemar calorías y mantener la línea

El golf es una actividad física relativamente intensa. Diferentes investigadores de la Universidad de Edimburgo han descubierto que un campo de golf de 18 agujeros permite realizar entre 11.000 y 17.000 pasos, quemando 1.200 calorías después de haber recorrido entre 6 y 12 km. Incluso utilizando un coche específico para recoger el campo de golf, se caminan 6 kilómetros, lo que equivale a 6.000 pasos y 600 calorías quemadas.

El golf ayuda a prevenir la enfermedad

El golf permite igualmente, como todas las actividades de intensidad moderada, prevenir y tratar más de 40 enfermedades crónicas severas: crisis cardiaca, diabetes, cáncer de mama, y de colon. Además, permite reducir el riesgo de fractura de cadera.

Mujer jugando al golf

El golf mejora el equilibrio y la fuerza muscular

Incluso si la investigación no se ha centrado en este tema, los resultados de este estudio muestran que las personas mayores mejoran en cuestión de equilibrio y de resistencia muscular gracias a la práctica del golf.

Los beneficios para el sistema respiratorio

Una práctica frecuente de golf permite mejorar y mantener la función pulmonar en las personas mayores.

El golf trabaja la salud mental

En este punto concreto, la investigación está solamente en sus inicios, pero al parecer los beneficios aportados por el golf no se centran exclusivamente en el aspecto físico. Los resultados muestran que el golf puede mejorar la autoestima, el amor propio y la confianza en uno mismo, reduciendo la ansiedad y el riesgo de depresión y demencia.

El golf permite vivir más tiempo

Si los beneficios del golf desde un punto de vista mental y físico no son suficientes, el director del estudio destaca que los golfistas viven en torno a 5 años más que las personas que no practican este deporte.

El golf se practica al aire libre

Salir a la naturaleza y absorber vitamina D aporta igualmente beneficios para la salud. Aunque hay que asegurarse de llevar aplicada una crema de protección solar, mantenerse a la sombra cuanto sea posible, y cubrirse correctamente, con el fin de evitar los golpes de calor y reducir los riesgos de cáncer de piel.

El Golf reduce el riesgo de daños

Conviene prestar atención a la espalda, a las muñecas y a los codos, susceptibles de hacerse daño cuando se juega al golf. Los golfistas se producen menos daños de forma general que en el resto de deportes.

El golf permite la socialización

Recorrer un campo de golf es una excelente forma de pasar el tiempo con amigos y conocer a nuevos compañeros, lo que es bueno para la salud y hacer que el deporte sea mucho más agradable a la hora de practicarlo.

Un deporte para todos

Si los beneficios aportados por el golf a la condición física aumentan con la edad, el deporte se puede practicar por todo el mundo, y sus virtudes saludables afectan a personas de ambos sexos, de cualquier edad y de cualquier medio social.