• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

La moda en los Grammy 2013 ha sido todo un desfile de color, glamour y en algunos casos sensualidad, sin olvidar que se trata de uno de los eventos más importantes que ocurren cada año en la industria musical reuniendo las más famosas estrellas que lucen por supuesto sus mejores galas.

A pesar de la indicación que habían realizado los responsables de la transmisión que solicitaron por ejemplo que los asistentes llevaran ropa interior , algunas estrellas como Jennifer López, Rihanna y Katy Perry hicieron lo posible para violar esas indicaciones.

BeyoncéAsí, Jennifer López lució un estupendo vestido negro, creación de Zuhair Murad, que dejaba ver la totalidad de su pierna derecha, mientras que la bella Rihanna prefirió un vestido rojo con detalle de cuello cruzado, un diseño de Azzedine Alaia.

Katy Perry sorprendió con un vestido de Gucci, color verde agua que dejaba librado a la imaginación los detalles de sus curvas, en tanto que Kelly Rowland, ex Destiny´s Child, también optó por el negro del diseñador George Chakra, pero con transparencias ubicadas de forma tal que cubrían todo lo necesario.

Ashanti exhibió toda su figura en un atrevido vestido negro con detalle de flores, muy escotado, con transparencias y un tajo.

Otras figuras que se destacaron en el Staples Center de Los Ángeles lucieron elegantes atuendos como el vestido que lució la cantante Kelly Osbourne en un sobre color negro.

De inspiración griega fue el estilo elegido por Taylor Swift también con vaporosos tejidos en un vestido blanco de J. Mendel.

Elegante y sobria lució la cantante Carrie Underwood quien eligió para la ocasión un modelo de Roberto Cavalli, mientras que Carly Rae Jepsen sedujo con un vestido sirena de Roberto Cavalli.

Givenchi fue la opción de Florence Welch con un vestido verde con detalle de enormes tachuelas y una abertura en la falda.

Por último, Adele dejó por esta vez el negro y se atrevió a un vestido corto de Armani, de estampado floral y un color rojo que le quedaba muy bien.