• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

Para tener unas manos bonitas, de aspecto bien cuidado, el esmalte de uñas es importante. Si sois una adicta al esmalte de uñas, he aquí algunos consejos para cuidarlas, al tiempo que resaltáis su belleza natural.

5 consejos para conservar la belleza de las uñas, sin dañarlas:

1. Dar un descanso al esmalte

Si os gusta llevar las uñas pintadas, es bueno que de vez en cuando las mantengáis un tiempo sin poner ningún tipo de producto. Las uñas también necesitan respirar.

Las consecuencias: el riesgo de fragilizarlas y terminar dañándolas.

2. Hidratar las uñas

Existen productos especiales para nutrir las uñas, y suavizar las cutículas. Pero, también podéis utilizar una crema para las manos, rica en vitamina E. De todas formas, cada vez que aplicáis una crema de manos, no os olvidéis de extenderla por la zona de las uñas (siempre que no lleven esmalte). Otro truco: meter las uñas en aceite de oliva templado.

3. Utilizar un disolvente suave sin acetona

Un disolvente sin acetona es la mejor solución para no secar las uñas, aunque esto no es suficiente. Después debéis enjuagarlas con agua para eliminar cualquier resto de disolvente, evitando el contacto directo con la piel.

4. Uñas dañadas

Si tenéis las uñas dañadas (secas, frágiles, finas, dobladas…) o presentan ciertas anomalías (color, irregularidades…) no apliquéis un esmalte, puesto que podríais acentuar el problemas. Lo mejor es acudir a un especialista para que diagnostique las causas del daño.

Quizás se trate de una enfermedad de la propia uña que habrá que tratar de manera puntual. A veces, se puede tratar de un síntoma de otra enfermedad.

5. Los consejos del especialista

Debéis pedir consejo a un esteticista sobre cuáles son los mejores productos que debéis utilizar: esmalte, cuidado de las cutículas, hidratación…

Para fregar los platos y la ropa a mano, es mejor ponerse guantes. La humedad prolongada de las uñas las humedece, lo que las hace más frágiles, y las pone a tiro de que se desarrolle una micosis.

La alimentación condiciona también la belleza de las uñas: se debe comer de forma equilibrada, con buenas dosis de vitaminas y calcio (frutas, verduras, cereales integrales…).