• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

Este programa adelgazante existe desde hace varios siglos, pero volvió a ponerse de moda hace algunos años. El postulado de este programa adelgazante es el de tomar a diario pequeñas cantidades de vinagre de sidra de manzana, para suprimir el apetito y ayudar a adelgazar de manera natural. El adelgazamiento potencial varía entre 1 y 2 kilos a la semana, a condición de no consumir alimentos grasos o fritos durante el régimen.

Se puede adelgazar mucho más y perder entre 2,5 y 3 kilos por semana si se realiza alguna actividad física al mismo tiempo. Algunos nutricionistas sugieren una combinación de vinagre de sidra de manzana con laminaria (un alga como el fucus), vitamina B6 y lecitina, puesto que es más eficaz para adelgazar que usando sólo el vinagre.

Además de los beneficios sobre la pérdida de peso, el vinagre de sidra de manzana es capaz igualmente de reducir las tasas de azúcar en sangre, tratar el flujo gastroesofágico, curar el acné, desinfectar las quemaduras, acelerar el proceso de curación, etc. Recordemos que este vinagre se hace a partir de la sidra (una bebida alcohólica, entre 2 y 8% de alcohol, confeccionada a partir del zumo de manzana fermentado).

Perder-pesoVarios estudios clínicos, realizados a la vez con ratones de laboratorio y personas, sugieren que este líquido ayuda a sentirse saciados. Un estudio realizado en 2005 con 12 personas descubrió que las que comían un trozo de pan con algunas gotas de vinagre blanco se sentían más saciadas y satisfechas que las que sólo comían el trozo de pan sin aditivos. Un paralelismo puede establecerse con el vinagre de sidra de manzana.

También existen estudio con relación al papel del vinagre de sidra de manzana en la reducción de la glicemia. Un estudio realizado en el año 2007 con 11 personas afectadas por diabetes de tipo 2, han demostrado que la ingesta de 2 cucharadas soperas de vinagre de sidra de manzana antes de dormir, reducía la tasa de glucosa en sangre por la mañana entre un 4 y un 6%, así como la tasa de colesterol.

Por culpa de la falta de estudios científicos sobre el régimen del vinagre de sidra de manzana, no se puede hacer una recomendación específica en cuanto a las dosis. En cualquier caso, la mayoría de los partidarios de esta dieta proponen tomar entre 2 y 3 cucharadas de café de este producto diluidas en agua, unos 30 minutos antes de cada comida.

Para evitar cualquier riesgo, el vinagre de sidra de manzana debería estar siempre diluido, puesto que se trata de un ácido, y si se toma en estado puro, puede provocar desarreglos a nivel del esófago y del estómago. También se puede mezcla con aceite de oliva y utilizarlo a modo de vinagreta para condimentar las ensaladas, con ello se realza el gusto y se cuida la salud.