• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

No cabe duda de que las rayas se pueden llevar en cualquier lugar y a cualquier hora, bien en ciudad, en la playa, o de viaje. Las rayas aparecen en cada tipo de ropa: sweat, vestido, falda o pull, y ofrecen una vida que no pasa de moda a nuestro fondo de armario. Por eso no es extraño que todas las marcas se decanten por la tendencia de las rayas. Veamos algunos trucos para llevar las rayas y estar siempre a la última.

Con el fin de evitar equivocarse en cuestión de moda con las rayas, se deben respetar algunas reglas. En primer lugar, no se debe llevar al mismo tiempo rayas y ropa con otro tipo de estampados: flores, etc.

Se trata de ir clásicas y radiantes a la vez. En cualquier caso, se puede llevar un top de rayas negras y blancas, combinadas con un pantalón blanco, con el fin de mostrar un look sencillo y chic a la vez. También se pueden combinar las rayas con un pantalón de color flashy tipo rosa o azul, para estar a la últimas de la tendencia Color Block.

Las rayas son indispensables

Las rayas ofrecen un pequeño efecto gráfico. Si las rayas horizontales son las más conocidas, las verticales también empiezan a ganar terreno, y de forma más concreta en la parte inferior del cuerpo. De esta forma, encontramos modelos de faldas y de pantalones a rayas verticales en la mayoría de las boutiques de todo el mundo.

Estilo-semanaUna vez más, no caigáis en la excentricidad, ya que conviene acompañarlas con una parte superior en blanco y una chaqueta casual para no perder una pizca de glamur. No os olvidéis de que las rayas verticales ayudan a estilizar la figura, mientras que las rayas horizontales dan más anchura al cuerpo.

El estilo marinero ofrece perfectamente un look muy estival. Este tipo de ropa forma parte de la fuente de inspiración de las grandes marcas. Con mangas largas o cortas, con rayas anchas o más estrechas, siempre hay un modelo para cada personalidad y estilo de mujer. Un top marinero con cuello en forma de V, ligero y ancho para un mayor confort en verano, o con mangas largas en invierno.

Hoy en día, el estilo marinero en negro y blanco no es la única tendencia, puesto que existe también la combinación con rayas azules o flashys. Incluso es posible personalizar el propio look marinero con mangas asimétricas.