• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

Entre el secador, los productos químicos y otras agresiones externas (viento, sol, mar), el cabello se vuelve frágil y sin brillo, quebradizo, y con poca gracia. Para remediar esto, existen ciertos alimentos pueden ayudar a nutrir el cabello desde el interior.

Para un cabello quebradizo, seco y dañado

Vitamina A: esencial para la protección contra los rayos UV. Además mantiene la flexibilidad de la piel y del cabello. Hígado, huevo, germen de trigo y frutas amarillas contienen una proporción considerable de vitamina A. La vitamina B: su función es reparar las fibras del cabello. Se pueden encontrar en abundancia en el trigo, arroz, pasta, judías rojas cocidas, carnes magras y pescado, así como en la levadura de los alimentos. Omega 3 y 6, ácidos grasos esenciales, ayudan a las células a retener el agua y mantener el sebo del cabello como protector para evitar una textura seca y áspera. Los frutos secos, aceites de pescado y vegetales aceitosos son las mejores fuentes de ácidos grasos esenciales.

Para un cabello graso o con caspa

Azufre: ayuda a eliminar las toxinas que causan la caspa y el exceso de sebo (de ahí el aspecto graso del cabello). Se deben comer mariscos, pollo, cordero, ajo, cebolla y espárragos para abastecerse de azufre. Zinc: Entre sus muchas virtudes, el zinc se combina con el azufre para pegar las proteínas, necesarias para la formación de queratina. Pelo bonito mujerAdemás, es aconsejable para el cabello graso, ya que se encarga de la producción de sebo. Las ostras, mariscos, hígado, y los granos enteros son ricos en zinc.

En caso de pérdida del cabello

Calcio: esencial para el crecimiento de las fibras del cabello y de las uñas. Para prevenir o reducir la pérdida de cabello, se debe consumir al menos uno de estos productos al día: productos lácteos, germen de trigo, polen o agua mineral. Proteínas: garantizan principalmente la formación y regeneración de las células capilares desde la raíz, razón por la que las recomendamos a las personas que tienen problemas de pérdida de cabello. El consumo regular de jamón, atún, pollo, carne de ternera y yema de huevo aporta proteína animal. También es bueno incorporar en la dieta pistachos, almendras, lentejas y soja.

Productos eficaces para el cabello

Entre los suplementos dietéticos para la salud del cabello, se pueden citar los que contienen levadura. Este componente tiene virtudes purificadoras. Proporciona vitamina B. Los productos a base de levadura de cerveza se recomiendan a aquellas personas que tienen un cabello graso y con caspa. También hay suplementos alimenticios que contienen jalea real. Este ingrediente tiene capacidad de regeneración. Estimula las células de pelo. En este sentido, los productos que contienen jalea real son muy eficaces para las personas que tienden a perder el pelo. También es ideal para tratar un pelo quebradizo. Por último, también son buenos los complementos alimenticios cuyo principal ingrediente es la lecitina de soja. Este elemento aumenta la renovación de las células capilares. Estos productos son perfectos para hacer frente a un pelo fino, seco o quebradizo.