• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

Con frecuencia, se confunden dos términos de un modo habitual en el ámbito de la depilación. Los términos depilación láser y fotodepilación. Algunas mujeres deciden apostar por la opción de la depilación definitiva por la comodidad que ofrece poder prescindir de los tratamientos habituales de cera en casa para eliminar el vello corporal.

Generalmente, el otoño y el invierno es el mejor momento para llevar a cabo este proceso de eliminación del vello corporal no deseado ya que de este modo, cuando llega el buen tiempo, el paciente ya ha finalizado todo el proceso.

¿Qué es la depilación láser?

Un tipo de de depilación permanente que cuida la piel aportando suavidad ya que, otros tratamientos de depilación pueden producir ciertas molestias, por ejemplo, pelos enquistados. Este tipo de depilación debe realizarse en un centro profesional. Siempre bajo la supervisión de médicos especialistas. ¿Cuánto tiempo dura este tipo de tratamiento? Depende de diferentes factores: la zona en la que se va aplicar y el tipo de vello.

Diferencias entre depilación láser y fotodepilación

La luz que se emplea en este tipo de tratamiento es de un mismo color cromático. Se mueve en línea recta. Existen tres tipos de láser diferentes: rubí, diodo, y alejandrita.   Como tratamiento médico, debe ser llevado a cabo por expertos con conocimiento y experiencia. 

¿Y qué es la fotodepilación? 

El concepto de fotodepilación integra tanto la modalidad de la eliminación del vello corporal a través del uso de luz pulsada o láser. La fotodepilación y la depilación con láser buscan la misma finalidad, sin embargo, los medios empleados son diferentes en cada caso. En la fotodepilación se utiliza luz pulsada Intensa o IPL. Un tipo de luz que no es tan precisa como la empleada en el láser. Sin embargo, al integrar una mayor cantidad lumínica, ofrece el mismo resultado en un tiempo óptimo. 

Un método que ofrece una gran precisión pero que puede producir una mayor irritación en la piel. Por el contrario, el tipo de luz que se utiliza en este tipo de tratamiento es mixta.

Es el especialista quien debe asesorarte para elegir el tratamiento que más te conviene ya que existen distintos factores que pueden influir: el color de la piel, el tono del vello, la profundidad del mismo, la genética del paciente, la edad y el estado hormonal de la persona interesada en hacerse el tratamiento. 

¿Y qué requisitos deben cumplir los centros que realizan estos tratamientos?

La cabina debe permanecer cerrada, manteniendo la autonomía respecto de otras estancias del centro. La cabina no debe tener paredes de cristal transparente sino que el cierre debe realizarse en un material opaco. Del mismo modo, en el interior de esta estancia tampoco debe haber ningún tipo de espejo o superficie que puede producir un efecto reflejo. 

Mientras se está emitiendo la luz, es muy importante el uso de gafas de protección específicas. Estas indicaciones han sido publicadas en la página web de la Sociedad Española de Medicina Estética.

El tratamiento de fotodepilación está totalmente prohibido en aquellos casos de pacientes que están embarazadas.