• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

Ante todo, debemos saber que los piojos se transmiten muy fácilmente por simple contacto o por mediación de los diferentes accesorios del pelo. Para desprenderos de los piojos de la cabeza que están presentes en el cuero cabelludo, se pueden utilizar productos que se venden en farmacia, o usar remedios caseros. Para ello, necesitaremos aceite esencial del árbol del té, y aceite de oliva.

En primer lugar, se mezcla una cucharada de café de aceite esencial del árbol del té con cuatro cucharadas de café de aceite de oliva. Se toma una pequeña cantidad y se aplica directamente sobre el cabello. Después, se realiza un masaje sobre el cuero cabelludo y se envuelve la cabeza en una toalla con el fin de que el producto actúe bien. Se deja reposar unos quince minutos.

Durante este lapso de tiempo, se añade al champú habitual 12 gotas de aceite esencial del árbol del té. Una vez que han transcurrido los quince minutos, se lava cuidadosamente el cabello con la preparación y se enjuaga abundantemente.

Cómo evitar los piojos

Debéis saber que los piojos de la cabeza son muy tenaces. Para erradicarlos completamente, habrá que comenzar los cuidados explicados anteriormente cada tres días, y durante al menos un mes, con el fin de eliminar totalmente las liendres. Por otro lado, cuando lavéis la ropa, debéis añadir quince gotas de aceite del árbol del té al detergente líquido.

CabelloEsta práctica permite eliminar los piojos de la ropa y de la ropa de la casa, y evita así que todo se infecte, pero mayor eficacia, la ropa del hogar debe renovarse durante diez días.

Incluso si los piojos se pueden eliminar con cierta facilidad, podéis anticiparos de varias maneras. Es preferible llevar el pelo corto al pelo largo, puesto que el pelo largo favorece el desarrollo de los piojos. En cualquier caso, si tenéis el pelo largo, un gesto sencillo puede ser muy útil, llevarlo recogido.

Otro truco es evitar el contacto de vuestra cabeza con la de otras personas. Esto facilita la migración de estos molestos insectos. Finalmente, es útil no intercambiar gorros o sombreros, ni pañuelos de cabeza con nadie. En definitiva, los piojos se pueden evitar o eliminar gracias a unos gestos sencillos, pero como veis, muy eficaces.