• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:2 minutos de lectura

En tiempos de crisis, muchas personas hacen auténticos equilibrios para poder llegar a final de mes y sanear la economía doméstica. Los sueldos son cada vez más bajos, por ello, conviene aplicar un criterio coherente a la hora de establecer una jerarquía en las necesidades básicas:

1. En primer lugar, aunque supone un esfuerzo llevar la contabilidad, merece la pena que guardes los tickets de la compra y que vayas anotando en una libreta tus ingresos y tu nivel de gastos.

Tips para sanear la economía doméstica2. Después de hacer la compra en el supermercado quédate un minuto para revisar la nota y poder repasar los datos. En más de una ocasión, existen errores, es decir, puede que te tengan que devolver más dinero en efectivo.

3. Evita comprarte ropa nueva cuando tienes tanta ropa en el armario que ni siquiera utilizas. Lo mejor es hacer uso del fondo de armario y de los básicos para poder vestir con un look muy actual y moderno.

4. Reduce los gastos de ocio. Por ejemplo, en vez de ir al cine puedes disfrutar de las películas que se emiten en televisión o alquilar una cinta en dvd. Del mismo modo, puedes aprovechar la agenda cultural gratuita de las ciudades.

5. Valora la posibilidad de buscar un trabajo extra una horas para poder ganar un dinero extra. Una opción habitual suele ser la de trabajar como profesor particular o como camarero en un bar en fin de semana.

6. Ten una hucha en casa en la que vayas echando los céntimos a los que no das valor. Cuando esté llena verás que has sumado una cantidad para darte un capricho.

7. Compara precios antes de hacer una compra porque la diferencia entre diferentes tiendas es más que notable.

8. Controla el impulso a comprar y piensa, en primer lugar, en la utilidad de los productos que crees necesitar. La sociedad de consumo nos lleva al tener por encima de las propias necesidades.

9. Haz un uso responsable de los recursos de agua y de luz en casa.