• Autor de la entrada:
  • Tiempo de lectura:3 minutos de lectura

La miel y la canela son dos tesoros de la naturaleza para la salud, porque permiten combatir y prevenir un gran número de patologías. Estos dos ingredientes disponen de poderes antioxidantes, antiinflamatorios y antibióticos que actúan de manera eficaz sobre el organismo para combatir los agentes patógenos e impulsar el buen funcionamiento de los órganos vitales.

Desde hace muchos años, la combinación de la miel y de la canela se ha convertido en un remedio muy popular para combatir diferentes problemas de salud, pero igualmente para reforzar las defensas del cuerpo. Sin embargo, muchas personas no conocen los beneficios de esta preparación e ignoran que se debería consumir a diario.

Las propiedades de la miel

Producida por las abejas, la miel es uno de los ingredientes naturales mejor valorados por la medicina natural, gracias a su alto contenido en agentes antisépticos, fortalecedores, calmantes, laxantes, diuréticos y bactericidas. Tiene un sabor dulce muy agradable, y su versatilidad permite combinarla con otros ingredientes para reforzar sus efectos.

Miel y canela

Los principales beneficios de la miel

Su aporte energético, sus propiedades antibióticas que permiten tratar dolores de garganta, tos y enfermedades respiratorias. Su acción calmante, concretamente en las personas que sufren úlceras. Sus propiedades antisépticas que previenen las infecciones. Su contribución a la reparación de los tejidos dañados, en caso de quemadura o de herida. Su acción probiótica, que ayuda a la regulación de la flora intestinal. Su papel para combatir el estreñimiento.

Las propiedades de la canela

A pesar de que su uso en gastronomía es ciertamente el más conocido, también es posible incluir la canela en remedios medicinales, gracias a sus propiedades antimicrobianas, antibacterianas y antioxidantes. Además, ofrece una gran fuente de vitaminas y de minerales, que hacen de la canela un potente remedio natural.

Los principales beneficios de la canela

Su función reguladora de niveles de azúcar en la sangre. Su función para combatir la tasa alta de colesterol y de triglicéridos. Su acción calmante, concretamente frente a los dolores de estómago, a las inflamaciones y a los gases. Su función curativa frente a diferentes infecciones. Su contenido en vitamina A, magnesio, vitaminas del grupo B, zinc, y flavonoides.

La combinación de la miel y canela

Dado que estos dos ingredientes son beneficiosos para el organismo, su combinación resulta un potente remedio natural capaz de combatir diferentes problemas de salud. Además de su poder descrito anteriormente en cada uno de los ingredientes, estas son las propiedades cuando se combinan:

Fortalecen el sistema inmunitario y previenen muchas enfermedades. Combaten problemas de audición. Permiten reducir los dolores y las inflamaciones articulares. Facilitan la pérdida de peso. Ayudan a reducir los niveles de colesterol. Protegen el corazón y previene enfermedades cardiovasculares. Mejoran la digestión, previene el estreñimiento y combaten el síndrome del colon irritable. Combaten las imperfecciones de la piel. Rejuvenecen los tejidos y los órganos.